miércoles, agosto 18, 2010

GENESIS CAPITULO 3

GENESIS CAPITULO 3.
La historia es de todos conocida la serpiente induce a varona a que coma del fruto del árbol del bien y el mal, con el argumento de que se abrirían sus ojos al bien y al mal respectivamente.
Una vez come Varona, esta hace comer a Adán. Cuando sucede esto se “dan cuenta” que están desnudos, lo cual hace que se escondan de Dios. Jehová procede a sacar a Adán y Eva del Edén.
Como ven la historia se cuenta fácil, pero veamos los “detallitos alegóricos” que vuelven interesante la historia:
1-    La responsabilidad.
Notemos que en el versículo 12  y  13 vemos una clara imagen de la humanidad actual. La falta de responsabilidad de nuestros actos, todo es culpa de otros, del sistema económico, de la pobreza, de nuestros padres, el profesor, mi tía, mi vecina, etc. no nos hacemos cargo de las consecuencias de nuestros actos.
2-    A Varona se le cambia nombre.
Recordemos que en Génesis 2:23 se le llama Varona porque viene del varón, pues en Génesis 3:20 Adán (1) le da el nombre de “Eva” porque ella será la madre de todos los vivientes que de ahora en adelante poblaran la tierra.
3-    La serpiente y el árbol de la vida.
¿Por qué la serpiente no indujo a Varona a comer de este árbol? Porque no los quería inmortales, quería que a través de conocer el bien y el mal el humano “tomaría el control” de su vida. Por ende el humano decidiría si hacer el bien el mal.
4-    La palabra simiente.(2)
Para este texto la palabra simiente es ZERA en hebreo y en el versículo 15 hace un juego de palabras,  en la primera mención de la palabra denota los descendientes de la serpiente y en el segundo habla de el descendiente de Eva, el cual pisoteara a la serpiente.  En este orden aquí se deja ver una alegoría de Cristo, algo así como por un hombre fue la caída y por un hombre vendrá la salvación.
¿Cómo entiendo yo todo esto?
Pues primero que nada aparece el libre albedrio en toda su expresión, ya que ahora el hombre puede elegir  entre seguir el sendero del bien o el sendero del mal.
Y son estas decisiones las que pueden hacer que el hombre sufra o viva una vida tranquila de la mano de Dios.
Por consecuencia debemos meditar cada acción que realizamos y tratar de ver sus consecuencias y evitarnos problemas.



(1)    Adán significa “hombre” o “Humanidad”  que por cierto se encuentra en ugaritico, fenicio y púnico, esta palabra tiene el mismo significado
(2)    VINE, Diccionario Expositivo. Págs. 313. Editorial CARIBE, 1999

1 comentario:

  1. El enemigo engaña a la mujer, como ha sido siempre un mentiroso, de hecho el padre de todas las mentiras. Traspasa la idea de ser como Dios, algo imposible o mas alla de lo imposible. Hace que la mujer y el hombre se revelen en contra de Dios, la batalla del bien y el mal continua. El libre albedrio y ellos desafiaron a Dios y luego el hombre culpa a la mujer (algo que se ha venido dando de generacion en generacion) culpar a otros.

    ResponderEliminar